Datos de Salud

Emergencias y Desastres

Para conocer la información completa de la gráfica, lo invitamos a desplazarse de forma horizontal sobre esta.

Análisis

La atención en salud realizada por el equipo humano de un vehículo de emergencia a un paciente, puede terminar en la valoración de su condición, que no implica su traslado a un prestador de salud (IPS), o en su valoración y traslado. Ambas actuaciones generan un diagnóstico médico presuntivo sobre su condición de salud.

Entre los años 2016 y 2018, el perfil de las presunciones diagnósticas surgidas durante la atención de pacientes dentro del Programa de Atención Pre-hospitalaria del Distrito Capital (PAPH-DC) ha sido muy parecido, siendo las más frecuentes los traumatismos, envenenamientos y algunas otras consecuencias de causa externa, que mostraron un descenso del 17,5% entre el año 2016 y el 2018, al pasar de 33,8% a 27,9%. Le siguen los trastornos mentales y del comportamiento, los cuales descendieron un 8,5% entre el 2017 y el 2018, y las enfermedades del sistema respiratorio, con una pequeña reducción del 5,9% entre el 2017 y el 2018, al pasar de 110 a 104 casos por cada 1000 atendidos. Estos tres grupos diagnósticos representan más de la mitad (51,4%) de todas las situaciones de salud presentadas en los pacientes atendidos por el PAPH-DC.

En el año 2019, 7 de cada 10 (69,8%) de las atenciones están concentradas en los tres principales grupos de presunciones diagnósticas surgidas, que son: traumatismos, envenenamientos y algunas otras consecuencias de causa externa (31,3%), síntomas, signos y hallazgos anormales clínicos y de laboratorio (26,3%) y trastornos mentales y del comportamiento (12,2%), de los cuales, en comparación con el año anterior, el primero tuvo un aumento del 10,8%, y el segundo y el tercero, una reducción del 12% y del 8,5%, respectivamente.

Durante en el primer semestre de 2020, las impresiones diagnósticas de las atenciones vienen presentando un comportamiento similar al de los últimos cuatro años. Esto, por supuesto, sin ignorar que del 2020 solo se presenta un semestre, y que este no podría recoger la estacionalidad que se ve reflejada en una anualidad. Sin embargo, se puede observar que las impresiones diagnósticas pertenecientes a los grupos “traumatismos, envenenamientos y algunas otras consecuencias de causa externa” y “síntomas, signos y hallazgos anormales clínicos y de laboratorio”, vienen ocupando nuevamente los dos primeros puestos, con el 26,3 % y 23,5%, respectivamente. Así mismo, que las “Enfermedades del sistema respiratorio” y los “Trastornos mentales y del comportamiento”, han ocupado también el tercero y cuarto lugar, para agrupar entre los cuatro el 72,4% de todos los diagnósticos generados.

Nota 1: Para referenciar la gráfica y el análisis del presente indicador debes hacerlo de la siguiente manera: Secretaría Distrital de Salud. Observatorio de Salud de Bogotá-SaluData. Disponible en: http://saludata.saludcapital.gov.co/osb/.

Nota 2: Para referenciar los datos usados: Ingresa a la ficha técnica del indicador, ítem: Fuente de la información. Como usuario de SaluData, eres responsable del uso, análisis e interpretación de los datos descargados.

Nota 3: Recuerda que los datos correspondiente a 2020 corresponden a primer semestre y son preliminares, sé cuidadoso con el análisis e interpretación. Ver ficha técnica del indicador para información adicional.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *