Publicaciones

Boletines

4 Octubre, 2019
Afiliación a seguridad social en salud de los odontólogos en Bogotá

La Secretaría Distrital de Salud, en cumplimiento de lo ordenado por el artículo quinto de la Ley 10[1] de 1962, realizaba la inscripción de los profesionales de la odontología; posteriormente, el Decreto 1875[2] de 1994 ordenó el registro de los títulos de todos los profesionales de la salud ante la secretaría de salud departamental o distrital en la que estuviera ubicada la institución de formación. Este proceso se realizó de manera obligatoria hasta septiembre de 2017, cuando el registro y expedición de la tarjeta profesional fue delegado al Colegio Colombiano de Odontólogos.

El ingreso al mercado laboral es fácilmente medible por medio del tipo de vinculación a la seguridad social en salud (cotizante, beneficiario); estas variables se convierten en el más claro indicador de la absorción de los profesionales, bien sea en la práctica liberal de la profesión o como trabajador dependiente en la ciudad, de forma que procesar los datos recopilados es generar información valiosa para los profesionales de la odontología, sus organizaciones gremiales, la academia y los ministerios de Salud, Trabajo y Educación.

De acuerdo con la información del Ministerio de Salud, el número estimado de odontólogos en Colombia para el 2016 era de 47.596, con una densidad estimada de 9,8 por 10.000 habitantes.

_______________________________________________________________________________________

1 Ley 10 de 1962, 6 de abril, por la cual se dictan normas relativas al ejercicio de la odontología.

2 Decreto 1875 de 1994, 3 de agosto, por el cual se reglamenta el registro de los títulos en el área de la salud expedidos por las instituciones de educación superior.

Compartir en

2 comentarios sobre “Afiliación a seguridad social en salud de los odontólogos en Bogotá

  1. ¡Excelente trabajo!. Este informe permite una mejor aproximación a la realidad laboral de los odontólogos. Es un gran esfuerzo por parte del equipo de la SDS.

Responder a Bibiana Pineda Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *